Curso de InDesign CS5

<< Capítulo anterior | Capítulo siguiente >>
<< Índice general
Capítulo 3. Texto en InDesign

(5) Composición de textos

En los más de cinco siglos que cuenta la tipografía se ha desarrollado el arte de presentar, de la mejor manera posible, un texto impreso. Muchos de esos saberes del arte tipográfico están presentes en las opciones de párrafo que estamos estudiando. Veamos la forma en que InDesign realiza la composición del texto.

Se llama composición a la forma de ubicar los caracteres tipográficos en la línea de texto. Esta es una tarea compleja cuando se trata de texto justificado, en donde están alineados ambos lados del bloque de texto, es decir, todas las líneas son de igual medida.

La composición de textos es, según Stanley Morison, el diseñador del tipo Times, “el arte de disponer correctamente el material de imprimir, de acuerdo con un propósito específico: el de colocar las letras, repartir el espacio y organizar los tipos con vistas a prestar al lector la máxima ayuda para la comprensión del texto”. (Principios fundamentales de la tipografía - 1929).

InDesign realiza la composición de texto con un nivel de excelencia no igualado por ningún otro programa de diseño. En la composición de texto se aprecia esta excelencia: tiene dos formas de componer texto. La forma tradicional de composición por línea y una forma más exacta denominada composición por párrafo.

Métodos de composición: por línea o por párrafo

La mayoría de los programas de diseño componen texto en la forma clásica, la que se usó durante toda la historia de la tipografía. En la fotografía de la figura 7 vemos un clásico componedor manual de texto. El tipógrafo va componiendo la línea hasta completarla, cuando ya no entran más caracteres corta la palabra, si es necesario. Luego justifica la línea, es decir, hace que ocupe todo el ancho de la columna, y comienza a componer la línea siguiente.

Archivo:Metal movable type.jpgFigura 11:
La composición de textos es una técnica y un arte que cuenta con más de quinientos años.

El método clásico de composición se realiza línea por línea. InDesign incorporó una mejora a esta forma de composición tradicional. El método de composición por párrafos.

Los textos bien compuestos deben tener equilibrio visual, la menor cantidad de cortes de palabras y una separación entre letras y palabras visualmente homogénea. InDesign ofrece dos métodos de composición: el modo de composición de línea única y el modo de composición de párrafo. El primero es el mismo del resto de los procesadores de texto y programas de maquetación, consideran cada línea de texto en forma independiente y define cuál es el mejor punto para cortarla.

La composición de textos por párrafos está basada en el trabajo de Donald E. Knuth, un científico dedicado a la ciencia de la programación, fue creador de un programa llamado TeX que sirvió de base a todos los programas de edición y composición de textos actuales.

La composición de textos por párrafo considera todos los posibles cortes de palabras en el párrafo completo y elige la que tenga mejor apariencia, la que realice menos “violaciones” a las normas de corte y justificación que definió el usuario. El resultado mejora sensiblemente la apariencia de los textos justificados. El uso de una u otra forma se elige en el menú emergente del panel Párrafo, que se muestra en la figura 5 .

Separación por sílabas

Una tarea estrechamente relacionada con la composición es la separación por sílabas. Un programa de diseño editorial debe permitir separar las palabras en sílabas correctamente, según las reglas del idioma en que se está trabajando. Si carece de esta función el programa es absolutamente inútil, no podrá componer textos.

La casi totalidad de los textos de periódicos, libros y revistas tienen texto justificado, esto es, columnas de texto con ambos lados alineados en forma exacta. Para poder realizar esto es indispensable separar las palabras en sílabas de acuerdo a las normas propias de cada idioma para poder cortar palabras al final de la línea. InDesign está preparados para cortar palabras en muchos idiomas. En el panel Carácter elegimos el idioma en que está el texto. En el panel de Párrafo decidimos si el texto va con cortes de palabras.

Es necesario insistir que no todos los idiomas tienen las mismas reglas de corte de palabras, por eso es necesario elegir el idioma para que esa tarea se realiza correctamente.


Figura 12:
Listado de idiomas en los que InDesign puede cortar palabras y realizar corrección de texto. Se eligen desde el panel o de la Barra de opciones de Carácter.

Una sutileza tipográfica de InDesign: la mayoría de los programas que usan texto consideran el idioma y el corte de palabras un atributo de párrafo. InDesign lo considera un atributo de carácter. Esto permite, persiguiendo la excelencia tipográfica y ortográfica, que las palabras en otros idiomas, nombre propios extranjeros, etc. se les asigne el idioma correspondiente. De este modo, si es necesario cortar por sílabas, se hará según las reglas del idioma correcto.

El usuario puede personalizar algunos de los parámetros del corte de palabras. En la figura 9 vemos la ventana de Configuración de separación por sílabas (que se encuentra en el menú emergente del panel Párrafos ). Las opciones de configuración son las siguientes:

1. Separar. Cuando esta opción está seleccionada el programa cortará las palabras que no entren en la línea. Sin esta opción elegida las palabras no se cortarán. Las siguientes opciones quedarán inaccesibles.

2. Palabras con un mínimo de… letras. Define la longitud mínima de las palabras que se cortarán.

3 y 4. Después de las primeras… letras y Antes de las últimas… letras. La cantidad mínima de caracteres antes y después del guión de corte.

5. Límite de separación. La cantidad máxima de guiones de corte en líneas consecutivas. Si hay muchos guiones seguidos se vuelve difícil la lectura.

6. Zona de separación. El espacio en blanco permitido al final de una línea de texto. Esta opción sólo se aplica en el modo de composición de línea única con texto no justificado.

7. Control deslizante. Para lograr un equilibrio óptimo entre el mejor espaciado y la menor cantidad posible de guiones.

8. Separar en sílabas palabras en mayúsculas. Esta opción permite elegir si las palabras en mayúsculas se separan en sílabas o no. Con esta opción deseleccionada se evita aplicar las normas del idioma a nombres propios, que pueden pertenecer a otro idioma con reglas de corte diferentes.

9. Separar por sílabas la última palabra. Define si la última palabra del párrafo se corta o no. Algunas editoriales consideran un error tipográfico dejar cortada la última palabra de un párrafo.

10. Separar por sílabas en la columna. Con esta opción seleccionada se impide que se corte la última palabra de una columna o página. De esta manera todas las palabras cortadas continuarán en la línea siguiente; no habrá palabras cortadas que continúen en otra columna o página.

Justificación

La otra tarea relacionada con la composición es la justificación. Ya vimos que se llama así a la tarea de hacer que todas las líneas de un texto tengan la misma longitud. En esta tarea intervienen varios parámetros: el espaciado permitido entre palabras y letras, si los caracteres se pueden deformar levemente, etc. En la figura 14 vemos la ventana Justificación y los valores que es posible configurar. Esta ventana se despliega del panel Párrafo.

1. Espaciado entre palabras. El espacio, que se crea con la barra espaciadora y separa las palabras, es ampliado o reducido para estirar o comprimir la línea al justificarla. Como en los dos parámetros que siguen, se deben ingresar tres valores: el Mínimo, el Deseado y el Máximo. Por defecto el Mínimo es el 80% y el Máximo el 133% del espacio normal.

2. Espaciado entre letras. Es la distancia entre letras (que incluye los valores de kerning y tracking ). Los caracteres de una fuente están rodeados por un espacio denominado espacio lateral definido por el diseñador de la fuente. El ancho de un carácter no sólo incluye el propio carácter, sino también este espacio lateral. Por defecto no se realiza ningún cambio en este espaciado. El usuario puede poner valores a este parámetro (por ejemplo 90 - 100 - 110).

3. Escala de glifo. La modificación del ancho de los caracteres. Por defecto los valores Máximo, Deseado y Mínimo son del 100%: los caracteres no se deforman. El usuario puede decidir que, al justificar el texto, los caracteres puedan sufrir leves deformaciones. Tanto en este parámetro como en el anterior (espaciado entre letras) es conveniente que los valores usados como Mínimo y Máximo sean muy cercanos al valor por defecto para no modificar el diseño original de la tipografía.

4. Interlineado automático. Permite definir el interlineado automático del párrafo seleccionado. Por defecto es 120%, es decir un 20% más que el tamaño de la tipografía.

5. Justificación de una sola palabra. Esta opción define la forma en que justificarán los párrafos de una sola palabra. El mayor efecto de esta opción está en el estilo de justificado de “todas las líneas”.

Para tener en cuenta:

• Los valores Mínimo y Máximo representan los límites del espaciado que habrá entre palabras, letras y escala de glifo solamente en un texto justificado. Para otras alineaciones de párrafo (centrado, izquierda, derecha) InDesign utiliza los valores introducidos en Deseado.

• Cuanto más se diferencien los valores Mínimo y Máximo respecto a Deseado, más flexibilidad tendrá el programa para aumentar o reducir el espaciado para justificar la línea. Los modos de composición siempre intentan que el espaciado de una línea sea lo más cercano posible a la configuración deseada.

• El valor de Mínimo debe ser menor o igual al porcentaje de Deseado. El valor Máximo debe ser mayor o igual al porcentaje de Deseado.

• En columnas demasiado angostas es muy difícil que el justificado quede bien. Hay una regla básica de la composición y el diseño con tipografía que sugiere evitar columnas justificadas con menos de 50 caracteres o siete palabras. La justificación de líneas más cortas queda mal.

Casos especiales de Separación por sílabas

Puede suceder que, en casos especiales, necesitemos cortar una palabra de manera diferente al que lo hace el programa. Siempre hay que evitar poner los guiones de corte “a mano”. Si lo hacemos así, una corrección posterior puede llevar el guión a quedar en medio de la línea, transformandose en un error desagradable.

Para resolver este tipo de problemas el programa cuenta con un carácter especial: el llamado “guión discrecional” que se puede obtener de las siguientes maneras:

• Desde el menú Texto > Insertar carácter especial > Guión discrecional.
• Escribiendo Mayúsculas + Ctrl + Guión (-) en Windows o Mayúsculas + Cmd + Guión (-) en Mac.

El carácter así obtenido se lo llama también “guión virtual” porque sólo es visible cuando está al final de la línea, indicando la separación por sílabas. Si por algún motivo queda en medio de la línea, desaparece.

También se puede impedir que una determinada palabra se escriba sin cortes. Para ello colocamos el guión discrecional antes de la palabra en cuestión. De esta manera el cortador de palabras la ignorará. En la figura 15 vemos un caso muy común en que la palabra está bien cortada, pero el resultado no es aceptable. Se presentan dos soluciones: no cortar la palabra (segunda columna) o cortarla en otra sílaba (tercera columna). En ambos casos hemos insertado un guión discrecional.

En la figura 15 hemos activado la vista de los caracteres ocultos desde el menú Texto > Mostrar caracteres ocultos.

<< Tema anterior | Arriba | Tema siguiente >>